“Fanatico” la nueva mini serie de Netflix.

¿Cuánto estás dispuesto a sacrificar para ser famoso?

Inicialmente iba a contar con 10 capítulos de 10 minutos de duración, pero ahora los episodios se fusionan y se convierten en 5 de 20. Evitando la hiper fragmentación de la narrativa y ayudando al espectador a meterse más fácilmente en la trama. 

La plataforma de la gran N roja acaba de estrenar en su catálogo el nuevo contenido que vas a maratonear este fin de semana. “Fanático” es una serie española protagonizada por el argentino “Toto” Ferro, a quien ya vimos en roles importantes tanto en “El Ángel” de Luis Ortega, como en “El marginal”. Aquí vemos el lado oscuro de la fama que adquieren este nuevo grupo de jóvenes que integran la música urbana contemporánea.

El reconocido cantante Quimera falleció de una sobredosis mientras daba un show. Lazaro, un ferviente fan, se percata de que es muy parecido físicamente al músico y comienza una transformación para convertirse en el famoso. En este punto deberá ingresar al mundo de la industria musical, que tiene mucho menos brillo y glamour del que intenta reflejar. Donde el dinero manda y muchos están dispuestos a hacer lo que sea necesario para conseguirlo. 

Así como lo hizo “El rey de la comedia” de Martin Scorsese en su momento, “Fanático” busca deshilachar los hilos azabache que tejen el entramado mundo de la fama. Si bien en un inicio la búsqueda de Lázaro posee alguno tinte de nobleza, buscar dejar de vivir día a día para tener un mejor estilo de vida, pronto comienza a perder el rumbo. Cegado por los lujos y las fiestas, comienza a seguir los pasos de Quimera. Hundiéndose en un mar de sustancias y relaciones tóxicas, que poco se preocupan por su bienestar. 

Tenemos aquí un producto que llega lo suficientemente rápido como para ser contemporáneo con la situación que narra. Y aunque claramente está orientada a un público joven, el cual se pueda identificar fácilmente, el resto no queda dejado de lado. En lugar de mostrarnos el camino a la fama, el foco se pone en lo que cuesta mantener a la misma, los problemas que trae y todo lo que conlleva dejar de lado. Cuenta con una calidad técnica sorprendente, donde el arte y la fotografía se amalgaman para mostrar este mundo de excesos y descontrol. 

Absolutamente dinámica, sin que esto conlleve perderse algo o no entender. “Fanático” siempre va hacia adelante, no se detiene en explicar cosas que ya todos saben o énfasis en tropos hiper conocidos. “Toto” Ferro una vez más se pone la camiseta de protagonista y se sube al escenario para dejar una actuación sublime. Aunque no te guste el estilo musical, deberías darle una oportunidad. Su corta duración hace que se pueda disfrutar de una sentada, sin arrepentimientos. 

Calificación.

Dirección
Montaje
Arte y Fotografia
Música
Actuación

Absolutamente dinámica, sin que esto conlleve perderse algo o no entender. “Fanático” siempre va hacia adelante, no se detiene en explicar cosas que ya todos saben o énfasis en tropos hiper conocidos. “Toto” Ferro una vez más se pone la camiseta de protagonista y se sube al escenario para dejar una actuación sublime. Aunque no te guste el estilo musical, deberías darle una oportunidad. Su corta duración hace que se pueda disfrutar de una sentada, sin arrepentimientos. 

User Rating: No Ratings Yet !

Francisco Mendes Moas

Estudio, hago y escribo sobre cine. Mi relación con el séptimo arte siempre peligra con convertirse en una peligrosa adicción.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Volver al botón superior