“La caja mágica”. Crítica.

100 años de magia sobre el escenario.

Que Disney es una marca global es ya sabido por todos, pero de todas formas el hecho de elegir a la ciudad de Buenos Aires como el lugar del estreno mundial de “La caja mágica” no deja de sorprender a más de uno y de causar una gran felicidad al público local. Este musical, que propone un homenaje a casi 100 años de magia e historia, se presenta en el mítico Teatro Ópera (Av. Corrientes 860, CABA) con una puesta maravillosa en donde el elenco, las canciones más famosas de los films de la compañía y los efectos visuales hacen vibrar al espectador en un viaje inolvidable, con producción de Fever, Disney Theatrical Group y RGB.

Mara (Luján Blaksley) es una joven que se transporta al maravilloso mundo creado por Walt Disney al ingresar a una misteriosa caja de color blanco. Allí se encontrará a diferentes personajes y personas que la acompañarán y mostrarán un mundo mágico en donde las palabras parecieran no existir y las canciones serán la mejor forma de relacionarse. Pero estas canciones no serán algunas más del montón, sino que se trata de las ya clásicas melodías que recorrieron el mundo a través de las películas del estudio. Desde “Blanca Nieves y los 7 enanitos”, pasando por títulos icónicos como “Mary Poppins”, “Peter Pan”, “La Sirenita” o “El Rey León”, hasta llegar a los ya clásicos modernos como “Frozen” o “Coco”, solo por citar algunos.

El imponente escenario del Teatro Ópera se ve envuelto por la magia de Disney haciendo gala de un escenario móvil y cambiante, junto a efectos visuales y sonoros, marionetas, objetos inflables y un multitudinario elenco. Un conjunto de aspectos técnicos y creativos que se alinean para crear un espectáculo visual y auditivo pocas veces visto.

Esta gran producción tiene dos formas de observarse: por un lado, como espectáculo en general, que, como ya se mencionó, es de extrema excelencia y, por el otro, como teatro musical. Es en este punto en donde existen distintas cuestiones que invitan al análisis. Desde el punto de vista actoral y vocal, presenta un elenco descomunal de jóvenes actores que hacen erizar la piel en cada número y que nada tienen que envidiar a las figuras de Broadway o el West End. Pero desde lo argumental, la obra peca de ser algo compleja de seguir sin tener un hilo conductor del todo claro. No obstante, ante semejante puesta eso queda por momentos de lado.

“La caja mágica” puede definirse como fascinante. Un viaje a través de la historia de Disney con todo lo que lo ha hecho grande. Un espectáculo para todas las edades que desde el comienzo provoca admiración, aplausos y disfrute. Sin dudas, una producción que enamorará a más de uno.

Calificación

Dirección
Música
Actuaciones
Iluminación
Escenografía

“La caja mágica” puede definirse como fascinante. Un viaje a través de la historia de Disney con todo lo que lo ha hecho grande.

User Rating: No Ratings Yet !

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Volver al botón superior

Adblock Detectado

Por favor desactive el bloqueador de publicidad antes de seguir, gracias.