“¡El Show de Cuphead!”. Crítica

La nueva adaptación animada de Netflix trae una gran aventura al estilo clásico.

El pasado 18 de febrero, ¡El Show de Cuphead! llegó a Netflix y logra revivir la animación clásica, junto a mucha aventura y comedia.

Su salto desde el mundo de los video juegos a la plataforma de streaming, le da el toque justo para que esta comedia sea muy entretenida, visualmente excelente y con una serie de pequeñas aventuras, (Así como Studio MDHR lo hizo con sus extremos y complejos niveles en el video juego) llevan a Cuphead y Mugman a esquivar los problemas de una forma ingeniosa o inconscientemente inocente.     

Una animación ideal

Con su estilo como lo eran las caricaturas en los años ´30, ¡El Show de Cuphead! trae consigo una explosión de color y sonido que acompañan de manera excelente a su animación. A pesar de tener algunos detalles diferentes (Mejorados) comparado con el video juego, esta gran adaptación se lleva las de ganar.

El diseño de los ambientes que los protagonistas van recorriendo, las criaturas y los personajes que los rodean, tienen lo necesario para acompañar al show sin ser perdidos de vista o ignorados, ya que son recurrentes o al menos, llaman lo suficiente la atención para no solo centrarse en las dos pequeñas tazas. 

Lo justo y necesario

Los episodios duran lo necesario para ser entretenidos y que tampoco se pierdan las ganas de continuar viendo el show. Con solo 12 minutos de duración, hacen que las pequeñas historias nos lleven por varios lugares y nos introduzcan personajes nuevos, así como lo hacen con los niveles a medida que avanzamos en el juego, y que los hermanos vayan resolviendo los problemas a la par que avanza el episodio.    

A pesar de que algunos capítulos están aislados, continúan con una trama fina desde el minuto 1, lo que provoca que la serie no pierda el hilo y los personajes tengan un propósito, a pesar de que algunos de ellos lo ignoran de forma inconsciente.

A simple vista

En el show todo es muy simple, por lo que no hay que estar usando la lupa o pausando los episodios una y otra vez si los fanáticos quieren buscar easter eggs o referencias al juego de plataforma y shoot ’em up. Los personajes y las referencias están frente a la pantalla y no se pierde ningún detalle de lo que está pasando.

En resumen

La nueva adaptación de Netflix capta a los fanáticos y al nuevo público que quiere ver un show con una animación muy clásica. Episodios cortos pero muy entretenidos, aventuras graciosas y con personajes ideales para cualquier tipo de audiencia. Las voces en castellano están muy bien, pero se disfruta muchísimo más en su idioma original. 

Gráficamente espectacular, con una excelente musicalización y una narrativa muy cautivadora, hacen que ¡El Show de Cuphead! sea una gran adaptación y capte de forma rápida al público que quiera disfrutar de algo clásico, pero al mismo tiempo nuevo. 

La serie ya está renovada para una segunda y tercera temporada, las cuales tendrán 36 episodios más.

¡El Show de Cuphead!

Dirección - 100%
Guion - 100%
Animación - 100%
Musicalización - 100%
Arte - 100%

100%

Una adaptación llena de aventura y comedia al estilo clásico y que hace justicia al video juego de Studio MDHR.

User Rating: No Ratings Yet !

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Volver al botón superior