CineComediaCriticaEstrenosFestivalesInternacional

“El hombre de Podolsk”, de Semyon Serzin. Crítica.

Del Russian Film Festival, por QUBITtv del 11 de junio al 4 de julio.

Una maravillosa y disparatada comedia dramática que surge del teatro de lo absurdo, basada en la exitosa obra teatral homónima de Dmitry Danilov y protagonizada por Vadik Korolyov, líder de la banda de indie pop de Moscú. Es a la vez la ópera prima en el cine, del director teatral Semyon Serzin. Por Nito Marsiglio.

Nikolai (Vadik Koroliov) sin duda tenía un mal día. Se encuentra en la estación de trenes con la intención de regresar a su pequeña ciudad natal Podolsk. Ya es entrada la tarde, como pequeño detalle del mal día, estando en la estación camino al tren hacia su ciudad, un joven lo choca en el hombro de mal modo y sin disculparse. Luego dentro de la estación una gitana con dos niños lo acosan y él, al momento de ir a la boletería a sacar el pasaje, descubre que le falta la billetera. Apesadumbrado se encuentra en el carril del tren que debe tomar, cuando aparece su novia llevando su guitarra en la mano. El le comenta lo que le pasó con la gitana y la billetera, ella ignora este comentario, le entrega la guitarra y le dice que no piensa irse con él a Podolsk, que se queda en Moscú y ya alquiló un departamento.

Pero allí no termina el día terrible de Nikolai, si bien lo atropellaron, lo robaron y lo dejó su novia, se le acercan dos agentes de la policía, le piden los documentos y le dicen que los acompañe hasta la comisaría.

Y es allí donde comienzan, de forma muy gradual, las más disparatadas de las situaciones, característico del teatro del absurdo. 

El interrogatorio se inicializa con las preguntas clásicas, nombre y apellido, edad, ocupación y donde vive. Pero luego siguen preguntas como, qué cantidad de población tiene la ciudad donde vive Podolsk.  Es allí donde Nikolai, que a esta altura nadie le decía por qué estaba detenido, increpa al oficial diciéndole que esa pregunta era ilógica.


Esto desencadena que el oficial, junto con un ayudante, lo arrastren hasta los baños, lo sienten en retrete, lo amenacen con golpearlo  mientras le preguntaban si eso le parecía lógico. 

Es aquí donde Nikolai entiende que debía seguirles la corriente e intenta obedecer en lo que serán las más disparatadas ocurrencias. Como por ejemplo, ponerse a cantar y bailar una canción totalmente absurda.

Es una comedia magníficamente dirigida y pensada que garantiza muchos momentos de puro humor y a la vez el espectador empieza a entrever un planteo filosófico existencialista en los diálogos.  

Donde estos supuestos “brutos” policías, le hacen ver a Nikolai, que había hecho la carrera de historiador y trabajaba de periodista, aunque ambas cosas no le gustaban,  y era músico, le hacen notar que al igual que un animal él solo vivía. Y que necesitaba aprender a apreciar más las cosas.

“El hombre de Podolsk” es sin duda una de esas comedias geniales que además de hacer reír, como se espera de una comedia, tiene esa yapa que deja al auditorio pensando.

Estamos tal vez todavía, demasiados inmersos en ese pensamiento lógico del iluminismo modernista, y eso lleva a vivir como zombi y no apreciar el día a día y las maravillas que brinda la vida y  todo lo que a uno le rodea.

Puntaje: 95.

Calificación:

Arte
Actuación
Fotografía
Guion
Música

Una obra que posee lo mejor de toda comedia, que te hace reír y pensar.

User Rating: Be the first one !
Etiquetas
Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar