Dos hermanos, Jesús (Pablo Sigal) y María José (Valeria Giorcelli) viven cómodos en la casa heredada de su difunto padre . Todo cambia cuando aparece su tercera hermana, Magdalena (Agustina Cerviño) quien vuelve desde España en búsqueda de la parte que le corresponde de la propiedad, algo que a María José y a Jesús no les agrada mucho. Por Julián Esteban De Santo.

La película comienza su curso en un tono muy teatral. Los personajes se transforman en el eje del film, con actuaciones brillantes de los tres y en roles escalofriantes, enfrentados por intereses personales y fantasmas del pasado. A pesar del grado de locura que poseen, siempre logran mostrar una porción de humanismo y empatia.

La casa también se torna un ingrediente fundamental para la cinta, ya que es la única locación del film, reforzando así el tinte teatral que presenta la película. Una casa completamente tétrica y oscura, que acompaña el semblante de los tres hermanos.

Todo acompañado de una brillante dirección de Macarena García Lenzi y Martín Blousson, que saben muy bien qué mostrar (y qué no) para generar la atención y el desconcierto del espectador.

“Piedra papel y tijera” es una gratísima sorpresa para el cine argentino, donde cuadra absolutamente todo y nunca nos deja en claro quién es piedra , quién papel y quién tijera.

Puntaje: 90/100.

 

 

Share this...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *