CineCriticaEstrenosNoticias

Sobrevivir a la dictadura del prejuicio. Crítica de “Con nombre de flor”

El registro de Carina Sama reflexiona y reconoce los lugares más incómodos, trágicos y el combate frente a la opresión al sector trans

Tras el documental Madam Baterflai la cineasta mendocina vuelve al ruedo con otro filme que navega, documenta y profundiza los conflictos y tensiones que padeció el colectivo travesti. Repara y recupera la lucha contra el castigo, penalización y agresión que tuvo la comunidad tanto en regímenes dictatoriales y democracia. Por. Florencia Fico.

El argumento del documental “Con nombre de flor” se basa en la figura de Malva quien tiene 95 años y es trans, ella pasó la vida promedio estimada para su comunidad. Relató sus experiencias frente a cámara como referente del colectivo. Se halla el enigma y argumenta sus tarea militante de trascendencia y el revuelo que provocó en la sociedad.

Malva reside en un Hogar de ancianos en Buenos Aires y posee las dolencias de su edad que la empiezan a aquejar. Mantiene su hogar en Villa Urquiza y cuenta cómo fue su traspaso a pie desde su Chile natal, dejando atrás sus orígenes, desarrollando otras conexiones y oficios: cocinera, vestuarista y escritora. Ella murió una semana antes de iniciar la película pero se relacionó con la realizadora un año y medio a quien le dio una serie de entrevistas en profundidad.

Con nombre de flor y la vulnerabilidad de las personas migrantes ...

La directora Carina Sama recrea un documental con una fórmulas míxtas en el que combina imágenes domésticas, un reportaje a Malva como oradora principal de su vida y sus preguntas frente a cámara, secuencias con documentación de ella y los artículos amarillistas sobre la comunidad trans. La voz de los comunicadores radiales y material adudiovisual de archivo que continúa la linea de discriminación y criminalización que difundían en su momento la prensa.

Además suma la animación como paratexto que sirve de herramienta de representación simbólica de los obstáculos y avasallamiento al colectivo travesti.

Estreno 28 de agosto Cine.Ar TV/Cine.Ar Play: 'Con nombre de flor ...

El guión de Sama compone una narrativa dinámica y empática, donde la escucha a Malva es el puntapié para significar las problemáticas, que tuvo y tienen que afrontar la comunidad trans. El texto de Carina expone un ensayo argumentado que expone las condiciones deficitarias en las que se encuentra el colectivo, la precariedad, la invisibilización, la discriminación y desprecio social.

Por un lado, el documental demuestra la represión estatal y el encarcelamiento en la Cárcel de Devoto donde las detenían, amenazaban, torturaban hasta las secuestraban.  Por edictos absurdos como: “mendicidad y vagancia”, “orinar en la vía pública”, ” ostentación de identidad de género” y “embriaguez”; dichas medidas eran tomadas en etapas de dictadura y democracia. 

Adelanto del documental Con nombre de flor – Funcinema

Por otro, las publicaciones en los medios de comunicación reforzaban y alimentaban la exclusión cuando periodistas redactaban con una visión cargada de preconceptos y calificativos despectivos y ofensivos.

También se agrega la lucha activa de Malva como referente y militante en la agrupación Maricas Unidas Argentinas (MUA) en la cual se juntaban muchas del colectivo para juntar dinero y alimento para las hermanas presas en Devoto, asimismo se creó un boletín informativo que detallaba las liberaciones y las situaciones que experimentaban en su entorno.

En su núcleo se creó una jerga para prevenirse de las detenciones o razzias policiales o militares; ya que muchos oficiales las perseguían en forma encubierta y los ladrones que las amenazaban.

Una militante trans de 95 años | El Cohete a la Luna

La realizadora Sama describe cómo al sector trans se le expulsó del sistema sanitario y educativo. A su vez el maltrato y enojo por parte de la Iglesia con su colectivo.

La animación de Hernán Bressan funcionó como un recurso muy creativo para exhibir la zona laberíntica que debían atravesar la comunidad, las notas periodísticas humillantes, insultantes y malintencionados.

La dirección fotográfica a cargo de la misma Carina Sama empleó planos cerrados para provocar una esena de confianza e intimidad. Los planos detalle en los anteojos y su andar con el bastón el paso del tiempo. Aprovechó la técnica del escorzo; la cual da una visión más tridimencional; propia de las artes plásticas para desarrollar un encuadre que rompe las pautas tradicionales.

Con estas hermosas imágenes del Fondo... - Archivo de la Memoria ...

Como bien le dijo la  escritora y activista trans Marlene Wayar “Quienes salimos de la norma observamos el mundo de una forma más compleja y tenemos que traducir esa complejidad a la simplicidad de: hombre – mujer , papá – mamá. Pero hay otro dialogo aprendido. (…) A preservarnos, a conservar esa pose y sabemos cómo tensionar esa perspectiva domesticada”. En si poner en crisis el hegemónico sistema con eje binario y el incrustado determinismo genital.

La música original de Félix Sama empleó una instrumentación a base de pianos para hacer mas intensas las sensaciones dramáticas; y maracas o panderetas para dar un clima festivo; en los lugares donde las trans se sentían libres. 

En los carnavales, en el ambiente teatral y en los shows que hacían en la cárcel en sus pabellones. Las melodías, el vestuario o la costura, la interpretación, el mundo lúdico y la danza. Las discotecas y el Delta de Tigre eran espacios para aprovecharlos como espacios de refugio para la celebración y exteriorización de la recreación y el espíritu festivo.

Con nombre de flor" un documental de Carina Sama - YouTube

El documental se afianza con una modalidad reflexiva y realista con la simpatía de Malva y la directora Carina Sama con giros poéticos y analíticos. Generan una crítica sobre la falta de inclusión social, las medidas ilegales, represivas y caprichosas de las autoridades gubernamentales, las malas prácticas periodísticas y la segregación por parte de la Iglesia.

Puntaje:90

Dirección
Fotografía
Arte
Guion
Música

El documental se afianza con una modalidad reflexiva y realista con la simpatía de Malva y la directora Carina Sama con giros poéticos y analíticos. Generan una crítica sobre la falta de inclusión social, las medidas ilegales, represivas y caprichosas de las autoridades gubernamentales, las malas prácticas periodísticas y la segregación por parte de la Iglesia.

User Rating: Be the first one !
Mostrar más

Florencia Fico

Licenciada en Periodismo. Especializada en rubros como: cultura, televisión, científico e investigación. Asistente de Cátedra en Arte y Estética UNDAV. Miembro del Club de Graduados. Redactora en Revista Combativas.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira también

Cerrar
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar