¿Dónde está ella? Crítica

Llega a las salas una película francesa dirigida por el director belga Guillaumine Senez y  protagonizada por Romain Duris.  por Maximiliano Ponce

El film trata sobre Olivier (Duris), un hombre cuyo trabajo se basa en pasar horas y horas dentro de una fábrica que tiene constantes problemas con todos sus empleados. Encargado de mantener a una familia conformada por su esposa y dos hijos, cree que no tiene otra opción más que soportar los reiterados malos momentos por los que sus superiores lo hacen pasar bastante seguido.

Cuando todo en su vida parece marchar de la misma manera de lo habitual, ocurre algo totalmente inesperado para él, su mujer Laura desaparece. Esto lo deja destruido a tal manera, en que no sabe cómo manejarse dentro de su propia casa, estando al cargo de absolutamente todas las actividades de sus hijos. Tras esto, se ve obligado a comenzar una búsqueda de todas las maneras que puede, desconociendo por completo la razón por la que ella decidió marcharse.

El guión de la cinta está perfectamente manejado en cuestión de tiempos, se toma el momento justo para ir dando las revelaciones indicadas e ir narrando la historia de una forma que resulta atractiva al cien por ciento. Mantiene al espectador al borde de la trama durante desde el segundo acto hasta el final, sin dejar ni un solo momento de aburrimiento en el medio.

La actuación de Romain Duris es por mucho lo mejor de este film, es la pieza clave que lo convierte en algo único, y lo que termina haciendo que supere las expectativas de mucha gente.

Esta película europea trata de una manera brillante todo aquello que puede pasarle a una persona tipo de la clase media tanto en lo laboral, como en lo personal. Atrapa durante todo su recorrido, e invita a disfrutar de grandes actuaciones, una genial ambientación y un guión excepcional.

Calificación: 80/100

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Compruebe También
Cerrar
Volver al botón superior